¡Cuidado con los falsos Influencers!

¡Cuidado con los falsos Influencers!

En otro post ya hablamos de como destapar fake news, hoy toca destapar fake influencers!

 

Vivimos en una sociedad interconectada que genera contenido constantemente. Cualquiera es capaz de crear su propio contenido i compartirlo, ya que existen multitud de herramientas y canales que lo permiten. Por lo tanto, no es de extrañar que cualquier persona sea susceptible de ser «famosa» a través de las redes sociales.

Però…¿Qué es un falso influencer?

Un falso influencer es una persona que aparenta tener un perfil y una marca personal potentes, pero que en realidad no es así. Demuestran que tienen influencia ya que poseen un gran número de seguidores y/o likes, pero estos son irreales.

¿Cómo puede ser esto posible?

Pues bien, todos sabemos que la parte más atractiva de convertirse en un influencer es la gran cantidad de regalos y obsequios que reciben por parte de las marcas (ropa, invitaciones, descuentos o incluso viajes), a parte de tener la posibilidad de vivir delante de las redes sociales, y vivir muy bien.

Este aspecto tan goloso ha despertado el deseo popular de conseguir seguidores, likes e interacciones, deseo que ciertas empresas han aprobechado para convertirlo en negocio.

Hoy en día, es muy sencillo y poco costoso comprar cualquier tipo de actividad y aparentar ser influencer. Aunque Instagram ya ha empezado a tomar medidas al respecto, aún existen un gran número de perfiles falsos muy bien elaborados.

Por este motivo, las empresas que trabajan con influencers están expuestas al engaño y a la pérdida de dinero, ya que invierten en perfiles que no les aportarán ningún tipo de beneficio. La agencia H2H ha demostrado la facilidad de engaño y la cantidad de dinero que la empresas invierten de forma errónea en estos engaños. Es una actividad realmente muy sencilla, ya que tan solo requiere de una persona atractiva, natural, autentica y pro-activa, contenidos de calidad y una vestimenta trendy.

¿Cómo podemos evitar ésta situación? ¡Atención a las claves!

 

  1. La forma más sencilla y evidente de detectar que un perfil es un fraude, es fijarse en la relación entre la cantidad de likes y la de seguidores. Es decir, que el nombre de likes en las fotografías supere la de seguidores o la cantidad de seguidores sea enormemente superior a la de likes. Cabe la posibilidad que sea real, pero es un indicador digno de sospecha.
    En cuanto a los seguidores, también es un indicador de sospecha la cantidad de seguidos y de seguidores. Tiene que ser estable y creciente de forma gradual, nunca a la baja. En el caso de que el numero de seguidos sea muy superior al de seguidores, el engaño es prácticamente seguro.
  2. Fíjate en los comentarios en los posts. Generalmente, los perfiles falsos tienen comentarios de cuentas irreales o spam, que publican contenido ajeno al del post. Además, los nombres de usuario suelen ser tremendamente extraños y sin imagen de perfil.
  3. La procedencia de los seguidores. Este no es un hecho tan evidente como los anteriores, sin embargo es importante. Las personas que siguen cualquier tipo de perfil real son, en general, hablantes de su misma lengua o lugar de residencia. Por lo tanto, es importante vigilar cuando vemos comentarios del perfil que están en otros idiomas.

Paralelamente, también existen otras herramientas como el Social Blade, que permite analizar con más profundidad el perfil, calculado su ROI y demostrando su efectividad. Aunque siempre hay excepciones y, como ya hemos visto, es muy sencillo poder crear un perfil falso de calidad.

Si un “influencer” cumple estos tres requisitos, podemos confirmar al 100% que se trata de un fake influencer.